LA MENTE DEL ESTRATEGA. EL ARTE DE JAPÓN EN EL MUNDO DE LOS NEGOCIOS
FICHA
Foto Título:            LA MENTE DEL ESTRATEGA. EL ARTE DE JAPÓN EN EL MUNDO DE LOS NEGOCIOS.
Autor:            Kenichi Ohmae
Editorial:       McGraw-Hill
Idioma:         Español
Páginas:        197
Publicación:  1989
Lectura:         2007
COMENTARIO EDITORIAL
(Fuente: contraportada del libro en la edición de 2004 en McGraw-Hill)

Este clásico bestseller le guiará hacia la forma en la que se basa el proceso del pensamiento estratégico. La meta a largo plazo de las corporaciones japonesas consiste en convertirse en comercializadoras mundiales, pero su apreciación realista sobre la escasez de recursos las ha hecho seguir un enfoque secuencial, avanzando paso a paso con el fin de prevenir cualquier carencia que pudiera convertirse en un obstáculo para su crecimiento. Por ello se han visto obligadas a buscar una gama más amplia de opciones estratégicas en producción, ingeniería y mercadotecnia. Además, la clave de su éxito ha sido escoger aquellos campos de batalla en los que no han tenido que luchar contra las grandes empresas de Occidente.

Debido a las diferencias inherentes de cada país, no es posible hacer las cosas como lo hacen los japoneses. Sin embargo, comprender los enfoques estratégicos que utilizan puede ser un gran apoyo para un buen estratega corporativo.

El éxito estratégico no puede reducirse a una simple fórmula, sin embargo, si se toman en cuenta todos y cada uno de los conceptos detallados en este libro, es posible desarrollar, mediante la práctica, las costumbres mentales y formas de pensamiento que nos ayuden a liberar el poder creativo. Esto incrementará nuestras posibilidades para producir conceptos estratégicos que tengan éxito y se obtenga la ventaja competitiva.
COMENTARIO PERSONAL
La verdad es que leer sobre estrategia, siempre me ha resultado agradable. Es, probablemente, la disciplina más creativa y más simple de entender (aunque no de ejercen el ámbito de la administración de empresas. Este libro no es una excepción. Se lee casi con la misma agilidad e interés que una novela y es estimulante e interesante.

A pesar de lo que reza el subtítulo, no se centra especialmente en la forma de hacer negocios en Japón, salvo en uno de los capítulos finales. Es un libro general de estrategia aunque, evidentemente, al ser el autor de origen nipón, y al haber sido escrito en una época de gran auge de las empresas japonesas, sí se explota un poco la imagen de ese mundo empresarial triunfante japonés. La inmensa mayoría de ejemplos se concentran también en las grandes empresas japonesas: Toyota, Honda, Mitubishi, Yamaha, etc.

El libro plantea, como el propio título indica, cómo debe ser la forma de pensar de manera estratégica más que preocuparse de establecer herramientas concretas de análisis o de formas de definir o implementar la estrategia. Es, en ese sentido, más una larga reflexión que un cuerpo de doctrina estructurado. Quizá el único pero que le pondría a este libro es, precisamente, que a veces me da la impresión de que algunas clasificaciones son poco rigurosas.

De todas formas, el libro es muy interesante, las reflexiones muy razonables y se pueden obtener muchas enseñanzas e ideas útiles.